TEOLOGIA BIBLICA
 ESTUDIO MINUCIOSO DE LA BIBLIA
YO SOY EL CAMINO

El camino


PRIMERA CARTA UNIVERSAL DE SAN PEDRO APÓSTOL
Visitas

HACIENDO FUEGO

HACIENDO fUEGO

BIENVENIDO AL CONTENIDO BIBLICO DE
LA CARTA UNIVERSAL DE SAN PEDRO APÓSTOL
TRADUCIDO AL IDIOMA POPULAR MEXICANO





ESTOS SON LOS TEMAS DE ESTUDIO QUE PRESENTAMOS PARA USTED QUE SE INTERESA EN EL CONOCIMIENTO Y LA VERDAD DE DIOS MEDIANTE EL ESTUDIO BÍBLICO O TEOLÓGICO
estudio minucioso del santo evangelio segun san SAN MATEO . EL BAUTIZO
estudio minucioso del santo evangelio segun san SAN MARCOS JESUS ES DIOS
estudio minucioso del santo evangelio segun san SAN LUCAS . . EL PERDÓN
estudio minucioso del santo evangelio segun san SAN JUAN . . . LA IRA
estudio comparativo entre teoria divina y teoria de LA EVOLUCIÓN EL BAUTIZO
estudio biblico del NOVIASGO Y VIDA CONYUGAL EL AMOR
LOS CELOS LA FE


TEMAS PROPUESTOS PROCEDENTES DE DIFERENTES CORRIENTES TEOLOGICAS
REFLEXIONES ALABANSAS
PELICULAS PREDICACIONES
---------------------- ----------------
----------- ------------
LA PRIMERA CARTA UNIVERSAL SAN PEDRO APÓSTOL
Capitulo 1
 
Saludo

1 Pedro, apóstol de Jesús el cristo, a los que viven como extranjeros esparcidos en el Ponto, Galacia, Capadocia, Asia y Bitinia.
2 Elegidos por Dios padre, por medio de la santificación del Espíritu, para recibir con obediencia la sangre de Jesús el Cristo, ¡que la gracia y la paz se les multiplique!

Herencia incorruptible

3 Hablen bien de Dios, el padre de nuestro señor Jesús el Cristo porque con su gran misericordia nos dio una esperanza de renacer a la vida, por medio de la muerte y resurrección de Jesús el Cristo.
4 Para recibir una herencia sin corrupción, sin contaminación y eterna, reservada en el cielo para ustedes.
5 Que tienen fe en que Dios los cuida con su poder para que alcancen la salvación, preparada para manifestarse el último día.
6 Por lo que ustedes se alegran, aunque por poco tiempo serán afligidos con varias y diferentes tentaciones, si es necesario.
7 Para que su fe al ser probada, sea más apreciada que el oro, (el cual se funde si se
Pasa por el fuego) y llegue a ser alabanza, gloria y honra para la revelación de Jesús el Cristo.
8 Al que ustedes Aman creyendo en el sin haberlo visto, y aunque no lo pueden ver se alegran con gozo inexplicable y glorioso.
9 Obteniendo el propósito de su fe que es la salvación de sus Almas.

La salvación del Alma

10 Los hombres de Dios que profetizaron acerca de la gracia destinada para ustedes, Investigaron y averiguaron exactamente lo concerniente a esta salvación.
11 Buscando la persona y el tiempo que les indicaba el Espíritu santo que estaba en ellos, el que de antemano les anunciaba los sufrimientos de Cristo y la gloria que tendría después de ellos.
12 A ellos se les dijo que no ministraban para sí mismos sino para nosotros, las cosas que ahora les anuncian los predicadores del evangelio enviado desde el cielo por el Espíritu santo; los ángeles desean que estas cosas sucedan.

Sean Santos y sobrios

13 por esto estén preparados para la acción, permaneciendo sobrios confiando por completo en la gracia que les dará Jesús el cristo en su revelación.
14 Como hijos obedientes no se adapten a los deseos que tenían cuando eran ignorantes.
15 sino así como aquel que los llamo es santo, ustedes también sean santos en su manera de vivir.
16 pues está escrito: sean santos porque yo soy santo.
17 y si invocan por padre a aquel que juzga sin acepción de personas a cada quien por lo que ha hecho, condúzcanse Con temor durante todo el tiempo de su vida en la tierra.
18 Sabiendo que fueron rescatados de la vana manera de vivir que les trasmitieron sus padres, no con cosas corruptibles como el oro y la plata.
19 sino con la preciosa sangre de Jesús el cristo que fue como un cordero sin mancha y sin contaminación.
20 Que estaba preparado desde antes de la fundación del mundo para manifestarse al final de los tiempos por Amor a ustedes.
21 Que por medio de él creen que Dios lo resucito de la muerte y le dio gloria de manera que ustedes tengan esperanza y fe en Dios.
22 porque han purificado sus Almas con la obediencia a la verdad por medio del Espíritu del Amor fraternal no fingido, Ámense unos a otros profundamente y de corazón puro.
23 porque han nacido de nuevo, no de simiente corruptible sino de incorruptible por medio de la palabra de Dios, que vive y permanece para siempre.
24 porque las personas son como la hierba y la gloria del humano es como la flor de la hierba, la hierba se seca y la flor se cae.
25 Pero la palabra de Dios nuestro Señor es eterna, y esta palabra es el evangelio que se nos ha predicado.








LA PRIMERA CARTA UNIVERSAL SAN PEDRO APÓSTOL
Capitulo 2
 

Leche Espiritual

1 Desechen pues la malicia, el engaño, la hipocresía, la envidia, y todas las detracciones.
2 y deseen la leche espiritual sin adulteración como la desean los niños recién nacidos, para que crezcan espiritualmente y se salven.
3 Si es que han conocido el Amor de nuestro Señor.
4 Acérquense a él, porque es piedra viva y aunque los hombres la desecharon para Dios es escogida y preciosa.
5 para que ustedes también sean piedras vivas, edifíquense como casa espiritual y santo sacerdocio y así puedan ofrecer sacrificios espirituales aceptables a Dios, por medio de Jesús el Cristo.
6 por esto la escritura dice: aquí en Sión pondré la piedra principal de juicio Escogida y preciosa y el que crea en él no lo avergonzaran.
7 la piedra que los constructores desecharon es de gran valor para ustedes los que creen pero para los que no creen ha venido como cabeza del juicio.
8 Y piedra de tropiezo o roca de escándalo, porque ellos tropiezan con la palabra siendo desobedientes, puesto que para eso fueron destinados.
9 pero ustedes son hijos escogidos para ser verdaderos sacerdotes formando una nación santa, este pueblo fue adquirido Por Dios para que teniendo la santidad prediquen las virtudes de aquel que los llamo de la oscuridad a su admirable luz.
10 los que antes no eran pueblo pero que ahora son pueblo de Dios y que antes no conocían la misericordia pero que ahora tienen misericordia.

Instituciones humanas

11 Amados míos, les ruego que si andan peregrinando como extranjeros se abstengan de los deseos carnales con que batalla el alma.
12 manteniendo una buena manera Vivir Entre los hombres del mundo; para que los que los calumnian de ser malhechores observen sus buenas acciones el día que los visiten y ellos glorifiquen a Dios.
13 respeten las instituciones humanas, por causa del Señor Jesús, se trate del rey o de Cualquier otro superior.
14 también a los gobernantes porque él los envió para castigar a los malhechores y exaltar a los que hacen el bien.
15 porque la voluntad de Dios es que hagan callar la ignorancia de los hombres insensatos haciendo el bien.
16 Con libertad, pero no como los que toman la libertad como pretexto para encubrir la mala intención, Sino como servidores de Dios.
17 honren a todos, Amen la hermandad, teman a Dios, honren al rey.

Obedecer a los jefes o patrones

18 subordinados obedezcan con todo respeto a sus jefes, no solo a los buenos y amables sino también a los difíciles de soportar.
19 porque si alguien soporta molestias y padecimientos por causa de la palabra de Dios, este merece aprobación.
20 pues no tiene ningún mérito soportar bofetadas por haber pecado, pero si sufres Por hacer el bien y lo soportas esto si es aprobado por Dios.
21 porque para esto fueron llamados, pues también Jesús el Cristo padeció por ustedes, dejándonos su ejemplo para que sigamos sus pasos.
22 porque él nunca peco ni engaño a nadie con sus palabras.
23 el cuándo lo maldecían no respondía con maldición, cuando sufría no amenazaba sino que encomendaba el asunto al que juzga justamente.
24 el con su mismo cuerpo pago nuestros Pecados cuando fue crucificado, para que nosotros morir al pecado y vivamos para la justicia, pues por sus heridas fuimos sanados.
25 porque ustedes eran como ovejas descarriadas pero ahora se han vuelto al pastor y guardián de sus almas.









LA PRIMERA CARTA UNIVERSAL SAN PEDRO APÓSTOL
Capitulo 3
 

Convivencia en pareja

1 Así mismo ustedes mujeres obedezcan a sus maridos, para que si algunos desobedecen el evangelio, sean ganados por el evangelio mostrado en la conducta de sus esposas.
2 cuando miren su conducta casta y respetuosa.
3 no se maquillen el exterior con peinados ostentosos, adornos de oro y vestidos lujosos.
4 sino el interior de la persona con adorno incorruptible del espíritu dulce y pacífico, que es de gran valor para Dios.
5 porque en otros tiempos así se adornaban aquellas mujeres santas que confiaban en Dios, obedeciendo a sus maridos.
6 como Sara obedecía a Abraham y hasta le llamaba señor; ustedes serán llamadas hijas de ella si hacen el bien sin temer a ninguna amenaza.
7 ustedes maridos convivan con ellas comprendiéndolas y tratándolas como a un cuerpo más frágil y denles honor no interrumpiendo sus oraciones porque son coherederas del regalo de la vida.
8 en conclusión tengan todos los mismos sentimientos compasivos, amándose como hermanos misericordiosos y amistosos.
9 no devuelvan mal por mal, ni maldición por maldición, sino por el contrario bendigan, sabiendo que fueron llamados con el fin de que hereden las bendiciones.
10 porque el que ama la vida y quiere ver días buenos, que no hable cosas malas ni sus palabras engañen a nadie.

Proteccion de Dios

11 apártense del mal haciendo el bien, busquen la paz y síganla.
12 porque los ojos del Señor Jesús están mirando a los justos y el escucha sus oraciones, pero la cara del Señor esta contra los que hacen el mal.
13 y nadie les podrá hacer daño si ustedes tienen celo por el bien.

Padeciendo por la Justicia

14 pero si aun así padecen por causa de la justicia no se amedrenten ni se inquieten por miedo a ellos.
15 mejor santifiquen a Dios de corazón y siempre estarán preparados para defenderse con dulzura y reverencia ante todo el que les pregunte la razón de la esperanza que tienen.
16 teniendo limpia la conciencia para que los que calumnian su buena conducta según el evangelio sean avergonzados con lo mismo con que los calumnian.
17 porque si la voluntad de Dios es que sufran es mejor que lo hagan haciendo el bien que haciendo el mal.
18 porque también Jesús el Cristo sufrió una sola vez por los pecadores, el justo por los injustos para llevarnos con Dios, muriendo de verdad su carne pero vivificado por el espíritu.
19 en el que fue a predicarle a los espíritus encarcelados.
20 los que en otros tiempos desobedecieron, cuando Dios esperaba con paciencia en los días de Noé, a que se preparara el arca, en la que pocas personas exactamente ocho se salvaron surgiendo del agua.
21 a esto corresponde el bautismo que ahora nos salva sin quitar las inmundicias de la carne, sino aceptando la buena voluntad de Dios por la resurrección de Jesús el Cristo.
22 que subió al cielo y está a la derecha de Dios y a él obedecen los ángeles, las autoridades y potestades.









LA PRIMERA CARTA UNIVERSAL SAN PEDRO APÓSTOL
Capitulo 4
 

Vivir para el Evangelio

1 por lo tanto puesto que la carne de Jesús el cristo sufrió por nosotros, ustedes también ármense de ese pensamiento pues a quien le ha dolido la carne ha roto con el pecado.
2 para no vivir el tiempo que nos dure la carne según los deseos de los hombres sino conforme a la voluntad de Dios.
3 que nos baste ya el tiempo que hemos pasado haciendo lo que agrada a los hombres del mundo embriagándonos con malos deseos eróticos, y con excesos en orgias abominables que son idolatría.
4 por esto ellos los ultrajan extrañados de que ustedes no corran hacia el mismo desenfreno de disolución que ellos.
5 pero ellos pagaran su deuda al que está preparado para juzgar a vivos y muertos.
6 porque el evangelio se predicó aun a los muertos con el fin de que al ser castigados en la carne por los hombres vivan en espíritu para Dios.
7 sean pues sensatos y manténganse sobrios y en oración porque ya se acerca el fin de todas las cosas.
8 y sobre todo ámense fervientemente entre ustedes porque el amor cubrirá multitud de pecados.
9 hospédense unos a otros sin hacer malos comentarios.
10 como buenos administradores de las muchas formas que tiene la gracia de Dios, Minístrense unos a otros según el don que han recibido.
11 si alguno habla, hable como si Dios estuviese hablando, si alguno ministra que lo haga con la pureza de la fuerza con que Dios ministra, para que en todo sea glorificado Dios por el evangelio de Jesús el Cristo, al que pertenecen la gloria y el dominio por los siglos de los siglos.

Sufriendo por voluntad de Dios

12 amados no se sorprendan como si les pasara algo por la hoguera que se ha encendido entre ustedes para probarlos.
13 sino gócense porque son participantes del sufrimiento de Jesús el cristo para que también se gocen con gran alegría el día de la revelación de su gloria.
14 si son ofendidos con palabras por causa del nombre de cristo, sientan se dichosos porque el espíritu de la gloria de Dios reposa sobre ustedes, ciertamente él es blasfemado por ellos pero ellos lo glorifican.
15 para que nadie de ustedes tenga que sufrir como homicida, ladrón, malhechor o por entrometerse en lo ajeno.
16 pero, si alguno sufre por ser cristiano, no se avergüence sino glorifique a Dios.
17 porque es tiempo de que empiece el juicio y empezara por la casa de Dios. Y si comienza primero por nosotros imaginen cual será el fin de aquellos que no obedecen a Dios.
18 y si el justo se salvara con dificultad en donde quedara el impío y el pecador.
19 de modo que los que sufren por la voluntad de Dios encomienden sus almas al fiel creador.









LA PRIMERA CARTA UNIVERSAL SAN PEDRO APÓSTOL
Capitulo 5
 

Apacentar a la Congregacion

1 Porque fui testigo de los sufrimientos de Jesús el Cristo y que también participare de la gloria que será revelada ruego a los ancianos como yo que hay entre ustedes.
2 apacienten la congregación de Dios que esta entre ustedes, cuidando de ellos voluntariamente no por obligación, por propia voluntad no por ganancia que sería deshonesta.
3 sirviendo de ejemplo a la congregación, no con señorío sobre los que estén a su cargo.
4 y así recibirán la corona de gloria incorruptible cuando aparezca el pastor principal.
Soberbia y Humildad

5 los más jóvenes obedezcan a los más ancianos y de igual manera sean sumisos unos a otros revistiéndose de humildad,
porque Dios da gracia a los humildes y enfrenta a los soberbios.
6 Humíllense pues bajo la mano poderosa de Dios para que el los engrandezca a su tiempo.
7 dejando toda ansiedad sobre él porqué él cuida de ustedes.
8 cuídense permaneciendo sobrios porque su enemigo el diablo anda como león rugiente buscando a quien devorar. 9 a este resistan con fe firme sabiendo que los mismos padecimientos se van cumpliendo en sus hermanos de todo el mundo.
10 pero el Dios que nos llamó a su gloria eterna mediante el evangelio de Jesús el cristo, nos ha de dar toda la gracia y después de que hayan padecido por un poco de tiempo, el mismo los afianzara perfeccionándolos y estableciéndoles su fortaleza.
11 que él tenga la gloria y el dominio por todos los siglos de los siglos. Amen. SALUDOS FINALES
12 les he escrito brevemente por medio de Silvano al que tengo por hermano fiel, para exhortarlos y testificarles que en lo que ustedes creen es la verdadera gracia de Dios.
13 la iglesia que está en babilonia elegida al igual que ustedes y mi hijo marcos los saludan.
14 salúdense con beso de amor unos a otros. Paz a todos ustedes que están con Jesús el Cristo. Amen.









____________

envia tus comentarios al correo electronico
institutobiblicodejesuselcristo@hotmail.com
PELICULAS APROBADAS PELICULAS APROBADAS ALABANSAS ALABANSAS